Observatorio Electoral

Imagen tomada de https://twitter.com/tsecostarica

Comunicado público

 

Frente a las manifestaciones que algunas personas han realizado, ya sea de forma mal intencionadas o por ignorancia, respecto a un supuesto fraude electoral en la segunda ronda, este Observatorio Electoral como una organización civil, debidamente acreditada, con nueve años de estar realizando actividades de observancia en los diferentes procesos electorales realizados en Costa Rica, conformada por personas, en algunos casos, con más de 15 años de experiencia en el tema electoral y con diferentes posiciones y pensamientos, tanto políticos como dogmáticos, pero todos bajo la consigna de una absoluta imparcialidad en el desempeño de nuestras funciones, manifestamos lo siguiente:

  1. Damos fe de que la votación expresada en las urnas, el día 1 de abril de 2018, se hiso limpiamente y en acuerdo a la normativa vigente en nuestro país.
  2. Como Observatorio Electoral, en este proceso, como en otros procesos anteriores, consignamos muchas incidencias en el quehacer de la jornada del día de las votaciones, pero en ningún caso estas ponían o presuponía un riesgo a la libre expresión de las voluntades individuales expresadas en el voto.

Ante la existencia de información que ha estado circulando desde el lunes pasado en redes sociales y medios de comunicación, denunciando o afirmando un supuesto fraude electoral, dichas afirmaciones realizadas, esperamos que sea por personas que, del tema electoral conocen muy poco o del todo nada, son completamente ajenas a la realidad de los sistemas de control de los procesos y procedimientos, debidamente establecidos y reglamentados por el Tribunal Supremo de Elecciones, y que son realizadas por y ante personas civiles, provenientes de los mismos partidos políticos.

Es de sumo interés para este Observatorio Electoral dejar de manifiesto que, información, análisis, datos o audios que están circulando por diferentes medios, son incorrectos como, por ejemplo:

  1. Un audio que ha estado circulando, donde una persona con un acento extranjero e identificándose como venezolano, aduce que la derrota del Partido Restauración Nacional obedece a un fraude. La persona en este audio evidencia un desconocimiento de los temas electorales en Costa Rica, debido a que lo que esta persona dice en el audio, PRESUME una sola forma de comunicación de resultados entre la junta receptora y el Tribunal Supremo de Elecciones, así como un accionar de los miembros de mesa o auxiliares electorales, totalmente alejada de cualquier control y verificación de terceros, lo cual, en ambos casos es totalmente incorrecto. En nuestro país los datos se transmiten por varios mecanismos entre estos los electrónicos, después del escrutinio preliminar en las Juntas Receptoras de Votos, dejando constancia y evidencia documental de los resultados, a todos los participantes y presentes en el proceso de conteo, así mismo, el escrutinio final lo hacen los Magistrados en un conteo Junta por Junta, voto por voto, donde se verifica que lo indicado por las Juntas sea lo que se consignó en las actas de votación, esto, al igual que en las Juntas receptoras de votos, se realiza bajo la fiscalización de los partidos políticos participantes en el proceso, con lo que cualquier error suscitado en el escrutinio preliminar de las juntas receptoras de votos, puede ser identificado y corregido.
  1. Se ha difundido una supuesta diferencia de votos en algunos distritos, este alegato no es nuevo, en otras ocasiones se ha tenido que aclarar, que los distritos administrativos, que es como la ciudadanía conoce la división territorial normalmente, es DISTINTA a la división de los distritos electorales, ya que, aun cuando estos tengan el mismo nombre NO contienen el mismo número de electores.
  2. Ha surgido un supuesto análisis, en torno al conteo que se realizó de los votos el día 1 de abril del 2018. En la cual se alega una imposibilidad física y matemática, para contabilizar la totalidad de votos, en un plazo de dos horas. Lo argumentado por esta persona, evidencia un absoluto desconocimiento o probablemente, una mala fe sobre el proceso de escrutinio que realizan los miembros de las Juntas Receptoras de Votos; ya que pareciera indicar el análisis, que el conteo se realiza en un solo lugar y sobre todas las papeletas a la vez, cuando lo real es que, el escrutinio inicial o preliminar, se realiza en cada junta receptora, por parte de los miembros de mesa que son propuestos por los partidos políticos y acreditados por el TSE, en su ausencia o en apoyo de los Auxiliares Electorales, estos bajo la fiscalización de quienes hayan sido acreditados por los mismos partidos políticos para estos efectos; por lo que, el escrutinio preliminar es realizado por alrededor de DIECIOCHO MIL personas, que son las responsables de contar y verificar el escrutinio en las diferentes Juntas Receptoras de Votos.
  3. Otro dato impreciso y que induce a error, es lo manifestado en torno a la “velocidad” con la que se transmitió el primer dato, lo cual denota nuevamente un importante desconocimiento de los protocolos de trabajo establecidos para las juntas receptoras de votos, así como las diferentes dinámicas entre el proceso realizado el 4 de febrero del 2018 y el 1 de abril del 2018. Las condiciones que se dan entre la primera ronda donde tenemos dos votaciones, la del presidente y vicepresidentes, y la de diputados pugnados entre una gran cantidad de partidos políticos, y la segunda ronda, donde solo son dos partidos y una sola papeleta; marcan no solo una diferencia cuantitativa, sino también una diferencia cualitativa, originando una más que significativa disminución en el volumen de papeletas a clasificar y contar, así como en el tiempo utilizado para esto.
  4. La difusión de un video, donde aparecieron papeletas de la junta receptora de votos en un pupitre en Grecia, sobre esto el TSE ya dejo aclarado fuera de toda duda que se debió a un error material de los miembros de mesa.

Los protocolos y procedimientos existentes, como todo pueden ser mejorados ya que, en esta materia como en cualquier otra, nada es perfecto y todo es susceptible de ser mejorado, pero hacer señalamientos irresponsables, donde no pareciera existir un fundamento concreto y verificable, desconociendo la normativa y los procedimientos electorales existentes, deja muchas dudas sobre las intenciones de las personas que se prestan para hacer este tipo de supuestas alertas o denuncias.

Como indicamos inicialmente, este Observatorio Electoral, durante las dos rondas de estas elecciones, consignamos diferentes incidencias, pero en TODOS los casos, estas fueron corregidas una vez que las autoridades electorales fueron notificadas o informadas, sin que llegáramos a ver, en ningún caso, que estas incidencias pudiesen considerarse riesgosas para que la voluntad del elector pudiese estar siendo transgredida, violentada o burlada.

 

*Imagen con fines ilustrativos tomada de https://twitter.com/tsecostarica

Enviado por Juan Carlos Cruz Barrientos.

Suscríbase a SURCOS Digital:

http://surcosdigital.com/suscribirse/